Ir a contenido
Como hacer venir a una mujer

Cómo hacer venir a una mujer varias veces

Como darle a tu pareja multiorgasmos 

Muchas personas disfrutan simplemente del hecho de llegar al orgasmo ellos mismos, sin embargo, el placer mental que trae el hacer venir a otra persona es simplemente indescriptible. Saber que esa persona que está contigo está muriendo de placer gracias a ti, te llena al mismo tiempo de placer. En realidad, son muchas las personas que se excitan viendo a otra completamente excitada, y en esto se basa por ejemplo el porno, en el placer visual de ver a otra persona disfrutando y llegando al éxtasis del placer sexual, porque cuando la otra persona está disfrutando, tú sientes el doble. 

De la misma manera funciona cuando la otra persona realmente no se siente excitada, su rostro no demuestra satisfacción, su cuerpo no se mueve, simplemente es como un cuerpo muerto dejándose penetrar; automáticamente la pasión de la relación se apaga y aunque tú te esfuerces, simplemente no puedes llegar. 

Es indispensable que las dos personas estén disfrutando al máximo en la relación y por eso en este artículo te traigo 4 tips para hacer que tu pareja muera de placer y hacer de esa situación, una noche simplemente inolvidable.

Multiorgasmo

1. Asegúrate de tener una conexión con esta persona

A la gran mayoría de personas nos ha pasado con alguien, que ni siquiera necesitamos conocer esa persona a fondo, porque simplemente con un pequeño roce de la piel o una mirada, nos pone los pelos de punta y nos imaginamos una escena completa y con detalles de cómo sería si pudieras estar con esa persona esa misma noche. Ni siquiera es necesario tener sentimientos amorosos por esa persona, porque simplemente la vez y todo tu erotismo sale a la luz.

Hay ocasiones en las que una persona nos atrae o la queremos, pero, aun así, no sentimos esa conexión en el acto sexual que hace que cada roce sea magnífico. Para descifrar esto, no hay una receta mágica o un paso a paso, porque simplemente nuestra intuición nos dice cuando en el ambiente se siente una tensión sexual como la mencionaba.

2. Empieza con la estimulación 

Algunas personas prefieren llamarlo estimulación previa, aunque recuerden que el foco de las relaciones sexuales no es la penetración, es todo un conjunto de conductas eróticas de principio a fin, de otro modo, el sexo oral, no sería sexo. Hemos escuchado la importancia de la estimulación, antes se pensaba que las mujeres tenían dos tipos de orgasmos, los que se producían por estimular el clítoris y los que se producían por la penetración.

Ahora se sabe que esto realmente es falso, ya que todos los orgasmos de la mujer son producidos por el clítoris, pero en distintas áreas de este. Cuando una mujer está excitada, su clítoris se agranda y las paredes vaginales se expanden para facilitar la entrada del miembro en la cavidad vaginal. 

Teniendo esto en cuenta, una mujer sentirá muchísimo más placer si al momento de penetrarla, te has tomado el tiempo de tocar y excitar su cuerpo correctamente. 

Estimulación de clítoris

3. Juega y experimenta con sus fetiches

Muchas veces limitamos las fantasías sexuales que tenemos a algunas situaciones en concreto o muy específicas, lo cual puede hacerlas más difíciles de cumplir, sin embargo, los fetiches son simplemente actos, posiciones, objetos o situaciones muy pequeñas que son muy fáciles de cumplir, por ejemplo, arañar la espalda o la lencería sexy, son algunos fetiches de los más comunes que ayuda muchísimo a subir la tensión sexual de las personas involucradas. 

Además, algo bueno de los fetiches es que muchos tenemos tantos fetiches que ni siquiera los conocemos, por eso que una muy buena oportunidad para conocernos nosotros mismos y conocer a nuestra pareja, intenta dar caricias o besos en sitios donde no lo hayas hecho antes, intenta tener sexo mientras leen, o mientras comes, intenta en otros lugares diferentes a lo habitual, intenta todo lo que te traiga cierta curiosidad. 

En general es un mundo lleno de infinitas posibilidades que muchas veces quedan en el olvido gracias a la cotidianidad y de las cuales es muy fácil sacar provecho.

Juego previo

4. Saca el máximo provecho del cuerpo de tu pareja

Tanto hombres como mujeres tenemos un órgano principal con el que sentimos placer, sin embargo, no es el único que lo puede producir, de hecho, aparte del cuello, los pechos y la vagina, las mujeres y los hombres, podemos llegar de muchísimas otras formas al orgasmo. 

¿Sabías que puedes causar más de 15 tipos de orgasmos?

El objetivo de este punto es no desgastar el cuerpo de tu pareja, ya que si continúas por mucho tiempo estimulando las mismas zonas, estas terminaran al cabo de un tiempo perdiendo cierta estimulación. 

Lo que debes hacer, al contrario de ello, es hacerla llegar al orgasmo, por ejemplo con una estimulación al clítoris con tus dedos, luego puedes hacerla llegar con la penetración y utilizando la estimulación mental, hablándole eróticamente o nombrando sus fetiches, el punto es que la lleves al orgasmo de muchas maneras para que su cuerpo no se canse y siga teniendo ganas de que la hagas gritar de placer.

Además de estos puntos que tienen que ver principalmente con lo que debes hacer o tener en cuenta con ella, también debes saber que el rol que vas a tomar, siendo más activo en la relación necesitará de un poco más de resistencia física, tanto con la duración de tu eyaculación como de la resistencia de tus músculos y miembro en general.

Para hacer venir a tu pareja varias veces requerirá un poco más de tiempo de lo habitual, lo cual para muchos hombres significa un reto, sin embargo, lo único que puedes hacer es practicar y tratar de llevar una constancia. Además, puedes utilizar algunos de los productos de nuestro sex shop que te ayudarán a durar mucho más tiempo en la cama y hacer feliz a tu pareja. 

Artículo anterior ¿Qué es el método del ritmo? Beneficios y cuando usarlo como método de planificación
Artículo siguiente 5 cosas que una mujer debe hacer en la cama

Dejar un comentario

* Campos requeridos

2 3 4 5 6 7 8