Ir a contenido
Método kivin

Kivin, lo mejor que pueden hacer para un sexo oral increible

 

¿Qué es el método Kivin? 

Este método es toda una novedad, da certeza de un sexo oral para no olvidar. No se basa solo en dar lengua a lo mango, tiene también enfoque en las presiones. Lo primero que deben entender es que no es una técnica simple, es un conjunto de varios pasos. Desde un cambio de postura, hasta el movimiento lingual, todo se va a indicar. El placer que brinda, está en la sensación distinta para su pareja, que hará que el orgasmo sea fácil. Los chorros no se harán esperar, ideal para la velada.

Su pareja y usted no podrán verse más felices luego de solo cambiar el chip. Aclaramos que hoy el enfoque será en las mujeres. Una vez claro qué es todo esto, vamos con lo que importa.

Método Kivin

La postura del buen sexo oral:

Por lo general la postura para dar sexo oral a la vagina es algo que se repite. Tan solo ella pasa sus piernas por su cuello y queda frente a la vulva, luego se procede. Pues bien, aquí no vamos con nada de posturas difíciles ni comunes, tan solo deben hacer un pequeño giro.

Para comenzar, lleve a su pareja a un lugar cómodo, póngale un cojín en la zona pélvica, es más fácil con ello.  Al estar ya todo listo, la persona que vaya a dar el sexo oral debe girar, quedar de costado. En ese orden, ella debe pasar una de sus piernas por encima de su hombro, para dejar la vulva lista. En dicho momento ya vamos a pasar por las manos, pero cuide que ambos estén bien, lo cómodo es primero.

Para que se ilustren mejor:

Método Kivin

Vamos con las manos:

Su pareja y usted deben estar ansiosos por la lengua, calma que ya merito. Las manos serán ahora el medio para dar placer sin falta, son la clave del éxito. Ya que están en posición, debe hacer una pinza con su mano derecha o izquierda. Es decir, con su dedo pulgar e índice, harán la forma de una pinza para agarrar el clítoris. Por lo general el “botón” se mueve mucho cuando se acaricia con la lengua, vamos a evitar eso. No sobra recordar que deben agarrarlo con mucha suavidad, eviten dolores. 

Con su otra mano, hará presión en el perineo (zona entre la vulva y el ano). Use los dedos índices y corazón si prefiere. Con el perineo podrá sentir el movimiento previo al orgasmo, que será algo así como un jaloncito. Gracias a esta señal, en el sexo oral sabrá qué va gustando y qué no. Fuera de ello, esa parte es muy sensible, presione de la mejor manera, pero sin dañar. La idea es estimular y no parar, que suba todo el calor. 

Ahora, la lengua:

El método kivin llegó a todo su esplendor y es hora de lamer. Por ahora debe tener el clítoris sujeto para que no se mueva y sea difícil atinarle. Su lengua debe pasar de izquierda a derecha y viceversa sobre el clítoris para darle placer por montón. El ritmo lo irá viendo con su pareja. La idea aquí es tomar como guía el movimiento del perineo, con esto podrán ir subiendo.

Ya, por último, enfóquese en no parar por nada. Entre más muevan la lengua, mejor. Hasta no ver orgasmo, no se descansa.

Sexo oral con el método kivin

Disfruten del buen sexo oral

Si combina todo el método, el orgasmo no se hará esperar. Con todas las presiones y movimientos, las zonas se estimulan muy bien. En caso de no sentir que lo está haciendo bien, dígale a su pareja cómo lo siente. Lo mejor es que puedan hablar entre ustedes y pacten lo que más les guste.

 

Artículo anterior Educación sexual básica para hombres
Artículo siguiente Sexo y drogas las delicias de lo prohibido

Dejar un comentario

* Campos requeridos